Análisis de Imperium III: Las grandes batallas de Roma | Un olvidado de la estrategia en tiempo real

imagen de un legionario romano enfrentandose a un guerrero egipcio con el nombre del título debajo

En este Análisis de Imperium III hablaremos de uno de los juegos más populares de estrategia que coronó el comienzo del siglo XXI, ¿lo recordáis?

La estrategia en tiempo real parece haber estado dominada siempre por el Age of Empires 2, hasta el punto de que parece no haber habido otro juego del estilo nunca. Pero hoy hablaremos de un juego algo olvidado, pero que se consolidó en su día como uno de los mejores juegos de estrategia igualando a Age Of empires. Así que en este post os hablaremos de Imprerium III: Las Grandes Batallas de Roma.

Inicios de la Saga

La saga Imperivm nació en 2002 de la mano de la empresa búlgara Haemimont Games. Al contrario que su saga competidora, en un inicio se basó en el control de tropas, fortines en lugares estratégicos y el manejo de recursos mediante diversas rutas de comercio, frente a la construcción y extracción de recursos de los AOE.

La primer entrega se centraba en la guerra de las Galias, siendo las facciones a controlar Galia y Roma. La segunda entrega se centró en las guerras púnicas. Por ello, se introdujeron facciones al conflicto como los cartagineses y los íberos. Pero, no es hasta esta tercera entrega cuando llega a su mayor punto de esplendor, donde se añaden el mayor número de civilizaciones jugables. Aparte de las tropas de las anteriores entregas, podremos utilizar a la Roma Imperial, que surge como una facción alternativa a la republicana según el modo de juego que escojamos, Germania, Egipto y Britania.

Espíritu de juego

Imagen del mapa del asedio de Alesia
En algunos escenarios tendremos que prestar especial atención a nuestros fortines si queremos salir victoriosos.

La forma de jugar a Imperium III es muy distinta a otros juegos de estrategia en tiempo real (o RTS). Su jugabilidad se basa en el control de tus ejércitos asociados a diversos héroes para conquistar diversos fortines estratégicamente colocados a lo largo del mapa. Cada uno de estos fortines tendrá unas habilidades. Estas podrán ser convertir a tus campesinos en guerreros a lo largo del tiempo, o ir creando oro si destinas el suficiente en un inicio a esa localización. Además, te ayudarán a crear rutas de comercio seguras muy necesarias para mover tus recursos de un sitio a otro.

Los recursos de este juego son solo 2 muy diferenciados. Tendríamos el oro que sirve para investigar diversas funciones y contratar soldados. Y la comida por su parte servirá para alimentar a nuestros ejércitos y nuestros ciudadanos. Y es que el control de población es muy importante en el juego. Al contrario que en otros juegos, aquí no controlarás a tus aldeanos, sino que ellos actuarán por su cuenta. El jugador solo puede decidir si quiere dejarlos vivir en el campo o quiere reclamarlos a la ciudad. En el campo hay un mayor crecimiento demográfico y los aldeanos producen comida. Pero a medida que la población de la fortaleza vaya decreciendo por haberlos reclutado para tu ejercito, necesitarás llamar a estos campesinos de las zonas rurales a tu ciudad. Una vez en la ciudad, producirán oro y estarán disponibles para ser reclutados en el ejercito.

Asedio de roma por parte de Hannibal Barca.

La importancia de las facciones

Uno de los puntos más importantes del juego son sus facciones. En juegos como Age of Empires, casi todas las civilizaciones tendrán unidades, tecnologías y edificios similares. Por el contrario, en este juego se esforzaron por crear un panorama de diversidad y equilibrio. Esto hace que sea  una experiencia completamente distinta jugar con una facción o con otra.

Las facciones originales

Los romanos, por un lado, tienen la infantería más “tanque” del juego, con mucha salud y armadura. Esto se balanceará con poco daño, mala caballería y arqueros poco sobresalientes. Están destinados a tener un ejercito caro y profesional capaz de aguantar la más larga de las campañas y la más cruenta de las batallas.

Por su lado, los Galos seguirán una estrategia bastante distinta. Sus soldados están más enfocados al ataque que a la defensa y son más baratos. Esto, junto con tener la posesión de algunas de las tropas más poderosas de todo el juego, los hace una facción agresiva que debe centrarse en atacar de forma contundente y ganar la batalla en los primeros compases, ya que si esta se alarga las probabilidades de derrota aumentan exponencialmente.

Facciones heredadas del segundo título

Grupo cartaginés a punto de enfrentarse con la caballería romana
Además del diseño de personajes, los colores de diversas facciones harán más fácil diferenciar unas de otras

Reflejando la realidad de este pueblo, Cartago tendrá una mecánica propia de contratación de mercenarios. Esta mecánica favorecerá ejércitos enormes pero poco variados, que normalmente destruirán a sus enemigos o serán arrasados sin problema. Esto se complementa con ser una de las facciones más difíciles de manejar económicamente, reflejo una vez más de su naturaleza de pueblo comerciante.

Los íberos reflejarán ese espíritu de guerrilleros que les caracterizó en época romana. Son especialmente hábiles en estas tácticas de guerrilla. Los íberos podrán contratar gran cantidad de soldados poco entrenados, unidades invisibles, o poderosas pero caras unidades. Todas ellas son muy efectivas en combates cortos y pueden fácilmente atacar y retirarse en una constante guerra de desgaste contra sus enemigos, que tendrán muchas más dificultades para mover tal número de tropas en tan poco tiempo.

Las nuevas facciones

Los germanos tendrán también una mecánica única por la cual sus soldados se reclutarán con comida, siendo estos además bastante caros pero poderosos, siendo una de las facciones con peor early game del juego pero convirtiéndose en una de las más poderosas conforme avanza la partida. Mención aparte merece la mecánica de sus valquirias, por la cual cada nueva valquiria que reclutes tendrá un nivel más que la última valquiria que haya muerto, reflejando el desde por la muerte de estas guerreras y su importancia en los ritos funerarios nórdicos.

Grupo germano enfrentandose a grupo romano
El control de los poblados será muy importante si juegas con los germanos

Egipto, al ser la facción más acostumbrada al desierto, basará toda su estrategia en el desgaste, al tener de los mejores arqueros del juego, varias unidades que utilizan veneno y con las elecciones adecuadas no necesitar de víveres para sobrevivir.

Y por último, los Britanos tendrán un ejercito numeroso y potente, pero muy difícil de reponer, con lo cual será una de las facciones con más debilidad ante una derrota militar que puede costar la partida, pese a su poderío inicial y a tener algunas de las mejores unidades del juego.

Diseñando la antigüedad

El diseño del juego es algo único. Se basa en iconografía y descubrimientos arqueológicos para crear sus unidades, edificios y mecánicas, y ya sean estos más o menos fantásticos, siempre se nota una fuerte relación con el pueblo al que está representando, siendo muy fácil discernir en una batalla multitudinaria que tropas son de quien por el diseño visual, algo muy importante en este tipo de juegos donde una batalla puede ser gigantesca. La banda sonora también es digna de reseña, ampliando este aura de misticismo que nos pueden crear algunos escenarios y siempre consiguiendo ese ritmo militar antiguo con sus tambores y flautas que realmente suenan como sacados de una fanfarria militar del siglo I A.C.

Conclusión

Este creo que es un juego al que le deberíais dar una oportunidad si os gusta la estrategia en tiempo real, ya que es una propuesta muy original, con unas mecánicas muy distintas para cada facción para que podáis encontrar aquella con lo que os sintáis más cómodos y si sois unos apasionados de la historia de este periodo como yo, solamente ya la recreación histórica y artística de este juego puede hacer que os merezca la pena jugarlo. Por desgracia, futuras entregas de la saga intentaron abrazar elementos de otros juegos sin demasiado éxito y la saga se acabó yendo a pique, pero con el anuncio de su versión HD saliendo en steam este año, espero que acabe recibiendo la atención que este juego siempre ha merecido.

imagen de Hannibal Barca antes de invadir Roma

Autor entrada: Ivancbravo

Ivancbravo
Jugador de Pc desde que tengo uso de razón, especialmente de juegos de estrategia, acción y shotters. Estudio traducción y me fascina especialmente la loocalización (traducción) de videojuegos. Suelo estar por twitter en @ivancbravo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.